miércoles, 11 de noviembre de 2015

Mes de Sagitario: Conectar con la letra Sámej


related teachings image
Bienvenidos al mes de Sagitario (Kislev). Júpiter es el planeta regente de este mes, el planeta del crecimiento y la expansión. En la mitología romana, Júpiter es el Dios de los cielos y, por ende, no es una sorpresa que el planeta más grande y dominante de nuestro sistema solar lleve ese nombre.
El gran salmista, el Rey David, dijo: “Por la palabra de Dios fueron hechos los cielos”. En otras palabras, las letras del Álef Bet crearon los planetas y las constelaciones del universo, además son los portales a través de los cuales fluye la energía Divina hacia este mundo. Cada mes del calendario hebreo es regido por dos letras: una es la letra de la constelación que rige al mes y la otra es la letra del planeta regente de ese mes. La letra que creó a la constelación de Sagitario es Sámej, y la letra Guímel creó al planeta Júpiter.
Si observas la letra Sámej, notarás que su forma es un círculo completo, el cual simboliza unidad, totalidad y circuito; este mes podemos buscar obtener todas esas características.
Considera los siguientes ejemplos: ¿Quién tiene la razón siempre en las discusiones? Yo, por supuesto. Si no, no habría discusión. Para crear un espacio para la Sámej en nuestro marco, debemos aprender a dar un paso atrás y estar abiertos a las ideas de los demás, y entender que siempre hay otra versión en una discusión, aunque normalmente no nos interese lidiar con esa versión.
En los negocios solemos buscar sólo lo que “me” beneficia aquí y ahora. El único problema es que cuando no consideramos a la otra persona, cuando no dejamos espacio para ningún aspecto del compartir, entonces el circuito no está completo. Sólo queda el “yo” dentro de los límites del Deseo de Recibir para Sí Mismo.
Si hemos sido heridos en una relación personal, podríamos aferrarnos a la posición de “Me han herido, me han hecho daño, me han menospreciado”. El problema aquí es que si permanecemos en esta posición por mucho tiempo, entonces bloqueamos el círculo de energía que existe en Júpiter y la letra Sámej. Es cierto, quizá el chico o la chica con la que estoy tiene terribles defectos de personalidad, pero debo entender que si hubiese nacido en su vasija, entonces también habría tenido esos defectos. Eso no significa que debo seguir en la misma relación, sino que debo abrirme a considerar que hay otro lado en las situaciones. Esta apertura nos conecta con el flujo de energía creativa del universo que está presente en la Sámej.
La letra Sámej es un círculo, el círculo representa el poder infinito de la Luz del Creador, el cual no tiene principio ni fin. Al alinearnos a nosotros y nuestra conciencia con este circuito, por medio de la resistencia ante la tentación egoísta del Deseo de Recibir para Sí Mismo, podemos acceder a los milagros que están disponibles en este mes.

http://es.kabbalah.com