martes, 18 de agosto de 2015

Ataques psíquicos, como reconocerlos, como defenderse y protegerse de ellos



Te sientes habitualmente agotado, con severos problemas para dormir. Día tras días experimentas una fuerte sensación de pesimismo y desasosiego, afectando así a tu estado anímico y sentimental. Las situaciones en tu vida diaria parecen empeorar, familia, trabajo, amigos, negocios, nada parece funcionar como es debido y no sabes por qué. ¿Qué está ocurriendo…?

PUBLICIDAD
Desde un punto de vista psicológico, cualquier experto diagnosticaría esta situación como “depresión”. Pero desde un punto de vista más allá, la persona podría estar siendo víctima de ataques psíquicos. Sí, alguien o “algo” puede estar manipulando las energías y las fuerzas sobrenaturales con la simple intención de hacer daño, que en algunos casos son irreparables para el propio ser.

¿Eres tú una víctima de ataques psíquicos?


¿Qué es el ataque psíquico?

Los ataques psíquicos se definen como la manipulación de las energías y fuerzas sobrenaturales. Estos ataques psíquicos ocurren cuando ciertas vibraciones energéticas oscuras y negativas son enviadas por un individuo o “ser dimensional” a su víctima, para crear disturbios en su cuerpo energético y físico. Esta energía negativa puede ser enviada por un espíritu, una entidad, una forma de pensamiento o energía negativa oscura.

En principio, el ataque psíquico es enviado con la intención consciente para infligir daño a propia víctima o a su familia. Estas energías negativas se pueden proyectar en forma de pensamiento, basada principalmente en los celos hacia la persona por alguien conocido, como amigos o familiares, aunque en algunos casos puede ser una persona que la víctima no conoce. El ataque psíquico es una de las manipulaciones energéticas mas peligrosas, en comparación con el “Mal de Ojo”, que sus efectos son muchos más débiles.

La persona que envía los pensamientos está motivada por los celos, la envidia o la ira. El ataque consciente es cuando alguien desea hacer deliberadamente un daño a su víctima sin necesidad de magia negra, brujería y hechizos, aunque si se complementa con algún tipo de ritual el ataque psíquico podría a llegar a ser destructivo e irreparable.

Espíritus oscuros, entidades y bajos astrales

A parte de un ataque psíquico por parte de una persona, hay espíritus oscuros y entidades que tienen la capacidad de moverse por los cuerpos físicos y auras afectando así a lo que la gente piensa, habla, hace, desea, o siente. El ser humano que esté invadido por estos espíritus o entidades pueden perder el control de ellos mismos, ya que estas “entidades” asumirán todos los atributos físicos, enfermedades y el comportamiento de la persona en tal grado que parecerá haber cambiado por completo de personalidad.


¿Puedo realizar un ataque psíquico?

Sin duda, nosotros podemos sucumbir a las energías oscuras. Estados prolongados de ira, rabia, resentimiento, amargura, venganza, y otros tipos de miedos, atraen estas energías negativas. Es normal que una persona se enfade o “pierda los papeles” en algún momento de sus vidas, ya que estos hechos no atraen el lado oscuro. Es a largo plazo y en estados prolongados que configuran la atracción energética. Incluso, las emociones negativas reprimidas eventualmente pueden llegar a convertirse en un tipo de entidad.

La violencia física, emocional y mental es un poderoso atractivo para todo tipo de energías oscuras y negativas. El uso regular de las drogas y el alcohol también son unos poderosos imanes para este tipo de energías. Ahora bien, tomar una copa de vino es un hábito social y no afecta a nuestros campos de energía. Sin embargo, cuando llegamos a depender del alcohol o de las drogas, nuestras auras se debilitan considerablemente y los invasores negativos son atraídos por la energía creada por este estado.

Síntomas de un ataque psíquico

Estos son algunos ejemplos de lo que la víctima puede llegar a experimentar bajo un ataque psíquico:

Pesadillas aterradoras y experimentadas como muy reales.
Ver a su atacante de una manera diabólica, ya sea en sus sueños, o en pensamientos.
Sentirse cansado y agotado constantemente y sin razón aparente.
Dolores constantes en el mismo lugar y al mismo tiempo de forma regular.
Experimentar enfermedades o dolores en ciertas partes del cuerpo físico (puntos débiles) que el atacante conoce.
   Falta de concentración y sentimientos de pereza a la hora de realizar tareas cotidianas.
Fuertes dolores de cabeza acompañados de vómitos o mareos.
Cuestionarte constantemente tu objetivo en la vida.
Depresión.
Constantes pensamientos e imágenes del atacante en tu mente.
Sensación de que te están mirando, aun teniendo la certeza de que estás solo/a.
Ver y percibir sombras extrañas.
En los perores casos, el ataque psíquico puede causar sentimientos de tener ataques al corazón y de suicidio.
De cualquier manera, antes de pensar que se está siendo víctima de un ataque psíquico hay que descartar la posibilidad de algún tipo de enfermedad diagnosticada por los médicos.


Cómo protegerte de los ataques psíquicos

Lo principal, es tomar conciencia del ataque psíquico a través de la identificación de los eventos inusuales que tienen lugar en tu vida que ayudará a disminuir el efecto del ataque en un 75%.
Solicitar ayuda a los guías espirituales y ángeles de protección para detener el ataque.
Sobre todo, NO ENVIAR energía o pensamientos similares al atacante.
Las personas que logran “ver” a su atacante mentalmente, deben imaginar que se encuentran en la ducha y que una luz blanca o dorada, desciende del universo iluminando todo su ser.
Los expertos recomiendan que la manera más importante de protegerse de los efectos de un ataque psíquico, es siendo emocionalmente fuerte y estable, y no permitiendo que otras personas identifiquen tus miedos, porque esto revela debilidad. Recordamos, que en los peores casos se debe solicitar ayuda de un experto de confianza.

Como protegerse de personas negativas y ataques psíquicos 

El ataque psíquico se representa de distintas formas, a través del odio irracional, el mal de ojo, la envidia, los sueños dirigidos y fundamentalmente por los pensamientos destructivos. Sabemos que es muy poderosa la energía de la mente, sobre todo cuando esta es manipulada desde el rencor y de la rabia, pero existen numerosas formas de contrarrestar sus efectos, frenando de esta manera sus consecuencias y protegiéndonos de ella.

Para esto podemos utilizar los siguientes pasos que servirán para neutralizar estos ataques psíquicos. Hacer uso de la serenidad, es necesario mantener la calma frente a cualquier revés que nos ofrece la vida. Para fortalecernos y aislarnos del mal es muy importante que no le adjudiquemos al mal de ojo o a cualquier ataque psíquico, los inconvenientes o mala suerte que se nos pueden presentar en un período de nuestra vida. Jamás debemos verbalizar que somos víctimas de algún mal, ya que a causa de esto podríamos serlo realmente.

Es importante que vaciemos nuestra mente para lograr liberarla de todo lo malo y perjudicial para nuestra vida.

No debemos tratar de controlar los pensamientos negativos, los debemos dejar que vayan y vengan de manera natural, porque es así como se irán de la misma manera que llegaron. No debemos temer a nada cuando nuestra mente este totalmente limpia. Debemos limpiarla de todas aquellas palabras obscenas, de insultos, de agravios y de todo aquel término que lo único que puede provocar es daño. Este tipo de higiene nos proporcionará un escudo protector. Esta limpieza la debemos también llevar a nuestro hogar y a nuestro lugar de trabajo. Para evitar que lo negativo entre en cualquiera de los lugares que habitamos, es importante mantener la pulcritud, ventilar los ambientes, procurar que la luz del día penetre por todo los lugares posibles y darle toques de alegría a través de plantas naturales, adornos con vivos colores, etc. Para no fortalecer a los enemigos, debemos dejar de pensar todo el día en ellos, ni tampoco debemos estar pendientes de lo que hacen o pueden estar tramando.
autoayuda

Para evitar que nos lleguen las vibraciones mentales negativas no debemos despreocuparnos de las personas que no son relevantes. Para anular a un enemigo es conveniente que borremos su nombre de nuestra mente, es decir, si sabemos quién es el que nos quiere hacer daño o nos quiere mal debemos referirnos al mismo, no con el nombre sino con un apodo o directamente nos referiremos como él o ella.

Al quitarle el nombre personal también lo estaremos anulando, de todas maneras lo ideal es evitar aludir a esa persona, tratando de expulsarla definitivamente de nuestra vida. 


Es necesario verbalizar todo aquello que no deseamos (pero en forma positiva), es decir debemos decirlo en voz alta o gritarlo de ser posible (centrándonos en lo que queremos y no en lo que nos disgusta). Cuando empecemos a ver que las cosas nos están saliendo mal debemos verbalizar todo nuestro poder y nuestra fuerza, afirmando que nadie ni nada puede atacarnos y menos destruirnos. Cada vez que nos despertamos y también al acostarnos, debemos repetir en voz alta que nuestra mente es imperturbable.

Otra cosa importante que debemos hacer es usar la visualización, es decir cada vez que nos levantamos debemos imaginar que estamos dentro de una burbuja dorada que nos protege de todo mal, y nos aísla de todos los enemigos. Al acostarnos imaginemos la misma burbuja pero, dándole tono liliáceo, ya que este color nos protegerá durante el sueño. Otra manera de crear un escudo protector es cruzar los brazos y pensar que nada ni nadie nos podrán vencer, cada vez que percibimos que estamos cerca de recibir un ataque. Debemos pensar en el efecto rebote, conociendo que todo lo que va viene, en las artes mágicas.
Recordemos que todo aquel que genera mal, tarde o temprano recibe mal. Por eso es muy beneficioso tener presente esto a la hora de estar frente de un ataque, así podremos alejar de todo nuestro ser cualquier agresión psíquica, provocando ese efecto rebote que embestirá a todo aquel que haya pretendido perjudicarnos.

Este conocimiento puede ser muy útil para neutralizar personas tóxicas como las mencionadas aquí 

http://www.taringa.net/posts/salud-bienestar/17093656/Personas-toxicas-perfiles-mas-frecuentes-y-como-vencerla.htm